38 EDICIÓN FESTIVAL DE CINE DE TERROR DE MOLINS DE REI
Tengo que reconocer que desde hace muchos años he tenido una deuda con un certamen al que siempre he querido asistir, pero una u otra circunstancia ha relegado ese acceso pendiente. Unas veces por pereza (‘la mandra’ catalana), temas familiares o meteorológicas y, las más, por la proximidad con el poderoso Festival de Cinema de Sitges, el cual provoca un cansancio a todos los niveles, ha coartado de alguna manera ese deber como aficionado al cine y al ‘fantástico’, en particular, a visitarlo. Pues bien, las circunstancias y las cartas astrales se dieron para imbuirme ni que fuera por unos días en tan atípico y bien intencionado Festival. Digo lo de atípico puesto que está gestionado por un grupo de amigos, que se deben a un género (preferentemente, al terrorífico) con total entrega y empatía, con
En estreno
 
ESPECIAL FEDERICO FELLINI (PARTE II, 1965-1990)
Para la segunda y última entrega del dossier dedicado a Federico Fellini que publicamos en cinearchivo.net con motivo del cumplimiento del centenario del nacimiento del cineasta italiano damos cobertura al análisis de trece de sus largometrajes. Con ello completamos el análisis de la totalidad de los largometrajes dirigidos por Fellini a lo largo sesenta años, entre los que se cuentan (para esta segunda parte) obras de la significación de Fellini-Satyricon (1969), Amarcord (1974) e ... Y la nave va (1983). A modo de complemento asimismo publicamos una reseña crítica de la banda sonora de Il Casanova (1976) compuesta por uno de sus más fieles colaboradores, Nino Rota, fallecido prematuramente en 1979.
EN LA DESPEDIDA AL GRAN ACTOR BRIAN DENNEHY
Fallecido por causas naturales el pasado 15 de abril en su residencia New Port, en el estado de Connecticut, Brian Dennehy inició su actividad profesional en la pequeña y en la gran pantalla a punto de alcanzar la cuarentena. Desde entonces Brian Manion Dennehy se mostró muy prolífico, compaginando su participación en obras teatrales, con la intervención en tvmovies, (mini)series de televisión y en el cine. Para este último medio alcanzó una notable popularidad en calidad de secundario en films como Acorralado (1982), F/X efectos mortales (1986) o Best Seller (1987). A modo de homenaje, en cinearchivo.net dedicaremos en el margen de unos pocos meses un artículo sobre El vientre del arquitecto (1988), en la que Dennehy asumió el papel protagonista. Descanse en paz. -------------------------------------------------------------------------------- ⇒ Ver FICHA PERSONAL Y FILMOGRAFÍA DE BRIAN DENNEHY --------------------------------------------------------------------------------
52 EDICIÓN DEL FESTIVAL INTERNACIONAL DE CINE FANTÁSTICO DE SITGES'019
Lo primero que nos viene a la retira ante el estreno de un Festival de Cine con mayúsculas como el de Sitges es su presentación a la sociedad en forma de póster y reflejo a la vez de aquello que será homenajeado a simple vista. Normalmente, identifica a un título dentro de una efeméride elegida casi al azar. Este año era el turno de Mad Max, salvajes de autopista (1979).
GHOSTLAND (2018) (EDICIÓN COLECCIONISTA STEELBOOK)
Paulina y sus dos hijas adolescentes, Beth y Vera, heredan una casa de una de sus tías. La primera noche en su nuevo hogar, en pleno campo, sufren el ataque de dos intrusos. Los tres miembros femeninos deberán luchar sin fin para lograr salvar sus propias vidas. Dieciséis años después, Beth es una novelista de éxito, mientras que su hermana Vera, víctima de desequilibrios mentales, vive aún con su madre en aquella casa maldita. Cuando las tres vuelven a reunirse en ese lugar, una ola de acontecimientos infernales se desata de nuevo
JOKER (2019)
Tras la sorpresa causada por la obtención del León de Oro del Festival de Venecia de este año, 2019, la película de Todd Phillips ha llegado a las pantallas para que el espectador pueda por fin comprobar cómo un film adscrito, en principio, a un género tan codificado como el de los superhéroes (cabe recordar que el Joker es popularmente conocido como el máximo rival y supervillano de
STAR WARS: LOS ARCHIVOS (EPISODIOS IV - VI: 1977-1983)
En 1971 George Lucas recibió veinte mil dólares por dos años de trabajo en la cinta distópica THX1179 que escribió y dirigido. Siete años más tarde, el cineasta californiano se convirtió en uno de los Golden boy
FRED ZINNEMANN (DOSSIER ESPECIAL FRED ZINNEMANN)

Editorial: Cátedra.
Colección: Signo e Imagen / Cineastas nº 120.
Autor: Christian Aguilera.
Fecha de publicación: enero de 2020.
360 pp. 11,0 x 18,0 cm. Tapa blanda.
Incluye filmografía completa, discografía,
Fred Zinnemann en formato digital, Premios y
Nominaciones, y Bibliografía.

Fred Zinnemann es uno de esos directores extraños, cuyo prestigio parece ser una losa y que tampoco terminan de adscribirse a ninguna generación que los unifique. Incluso perteneciendo a una. Zinnemann, suele olvidarse, es uno de los cineastas inmigrantes que huyeron del nazismo. Era parte de aquel grupo de la película Gente en domingo / menschen am sontag (1929). Los hermanos Curt y Robert Siodmak, Edgar G. Ulmer, Billy Wilder… Zinemman había hecho un poco de todo en aquella y en Hollywood, en sus primeros años, sucedió un tanto de los mismo. Al contrario que los Siodmak y Ulmer, que rápidamente orientaron su carrera e intereses hacia los márgenes de la serie B, o de Wilder, que encontró la protección de Ernst Lubistch, Zinnemann tuvo que curtirse dentro del Sistema.  
    Es la parte más interesante del libro de Aguilera. El Zinnemann antes de Zinnemann. No es algo extraño. Su búsqueda de las raíces era también lo más jugoso de sus acercamientos a Joseph. L Manckiewitz o a Milos Forman. En los tres casos, además, complementada con una rica, tupida, red de conexiones secretas, que revelaban en ello el funcionamiento interne de un mundo y un modo Zinnemann departiendo con Spencer Tracy durante un descanso del rodaje de "The Seventh Cross".de de hacer cine, y de acertadas intuiciones de diálogos entre películas, caso de los paralelismos que extrae entre el noir Act of violence (1949) y el western psicológico Solo ante el peligro (1952) o entre Chacal  (1973) y el polar de Jean-Pierre Melville.
 Zinemmann emerge de la monografía de Aguilera como una figura particular de aquellos cineastas en tránsito, parafraseando otro excelente libro, coordinado por Carlos Losilla. Su interés principal viraba hacia el neorrealismo más que hacia el expresionismo, hacia la imagen pertinente en lugar de al claroscuro moral. A través de otro inmigrante, Berthold Viertel, Zinnemann conoce a uno de sus héroes, el documentalista Michal Flaherty de quien se convierte en discípulo. Tras su frustrada posibilidad de trabajar en Tabú (1931), Zinnemann decide llevar las enseñanzas a lo material y dejar de hacer un poco de todo en Hollywood y hacer algo concreto, propio en México. Bajo la influencia de Hombres de Arán filma allí Redes (1936), un documental dramatizado. Con el tiempo, dos de sus cortometrajes documentales llegaría a ganar el Oscar®.
    Esa necesidad de la realidad reaparecerá a los largo de sus filmografía, en títulos fundamentales como Teresa (1951), una de sus obras mayores sobre una «novia de guerra»; Hombres (1950), sobre la dura aclimatación de los excombatientes; Un sombrero lleno de lluvia (1957), rodado en Nueva York y con la drogadicción como fondo o incluso filtrado en los géneros, caso del western en Solo ante el peligro, donde el rostro de Gary Cooper es en sí mismo un documental, o el thriller en Chacal, donde la minuciosidad de la ejecución de un trabajo se coloca por encima de la trama en sí. También en la cruda honestidad, en el drama sin melodrama con el cual asumió su primer trabajo de gran envergadura, De aquí a la eternidad.
    Aguilera se muestra más descriptivo que interpretativo, más interesado en los pormenores de la materialización de las películas. En ello el conjunto del libro, de la carrera de Zinnemann, plantea una panorámica completa de la historia de Hollywood, de su esplendor productivo y su declive que se llevó por delante a tantos cineastas valiosos, incapaces de adaptarse. No fue el caso de Zinnemann, de personalidad más fuerte de lo que sus pulcras imágenes hacen pensar, para quien no supuso problema adaptarse a nuevos contextos. Incluso logró en ese periodo otra de sus obras mayores, la adaptación de Un hombre para la eternidad en 1966. La paradoja es que este éxito mayúscula, donde Zinemman daba muestras de su capacidad para manejar las escalas del relato, combinando los histórico y lo íntimo al modo de un David Lean con un gran rigor formal, dio paso al mayor hiato de su carrera. No volvería a dirigir hasta Chacal en 1973, siete años más tarde.
    La razón, cuenta Aguilera en otro de los capítulo del libo dedicados a los Zinnemann que no fuero, fue el largo periodo de gestación (frustrada) de una versión del libro de André Malraux La condición humana. Un sueño imposible que compartió con Michael Cimino. El libro completa el análisis de sus películas hasta la agridulce despedida con Cinco días, un verano ya en 1982, y lo culmina con otra de las marcas distintivas de Aguilera, su atención a las bandas sonoras, dedicando el último capítulo a estas con especial peso para sus colaboraciones con Dimitri Tiomkin y el francés George Delerue y atención particular para el trabajo de Frank Waxman en Historia de una monja (1959), otra de la películas culminante de Zinnemann, que además ocupa la portada resumida en el rostro sereno de Audrey Hepburn.•
 
Adrián Sánchez